La cerrajería es un arte delicado que consiste en desarmar, construir y reparar cerraduras. Con esto, se garantiza los mecanismos para asegurar la entrada a cualquier espacio, recinto o dependencia. Así como la posibilidad de poder cerrarse. Con esto, desarrollaremos una leyenda.

Las llaves maestras descubren un lado fantasioso/real de los mitos que comienzan a circular por ahí sin origen conocido. La leyenda indica que todo aquel que tenga una llave maestra, puede abrir cualquier clase de puertas sin obstáculo alguno, convirtiéndose así en alguien que puede entrar a cualquier lugar. La tan añorada llave maestra se ha vuelto una especie de “piedra filosofal” entre las personas y cerrajeros. Sin embargo, en la vida real cuesta un poco obtener esta clase de poder.

Llaves maestras ¿Mito o realidad?

En la vida existen diferentes tipos de llaves y distintos tipos de puerta. Para cada puerta existe un llave, sin embargo, también existe un raro espécimen que tiende a coincidir en diversos aspectos para que puedan considerarse, con pleno derecho, llaves maestras. Todas las cerraduras se abren con alguna llave y cada una tiene la suya específica. No obstante, hay llaves que pueden abrir más de una cerradura, estas son las llamadas “llaves maestras”.

El único requisito que pide una llave para ser maestra  y pueda funcionar en un conjunto de cerraduras es que reaccione al mismo tipo de diseño o pertenezcan a una misma serie.  Es común que al administrar un conjunto de cerraduras, los fabricantes proveen una llave maestra (una llave que abra la serie de cerraduras). Sin embargo, existen cerrajeros que pueden crearla a través de un amaestramiento de llaves.

Por esta razón, se ha popularizado bastante la creencia de una llave maestra que pueda abrir todas las cerraduras que existen, pero no. La llave maestra únicamente puede abrir las cerraduras o cierres de una serie concreta.

 

Ahora bien, cuando sucede esto con una serie de llaves maestras se crea “la gran maestra”, que abren cerraduras  agrupadas bajo una llave maestra. Pero en pocas palabras, crear una gran maestra tiene un complejo proceso de cerrajería y por tanto, no es tan sencillo tenerla. Así que, a pocas cuentas, cada llave tiene una cerradura que abre mientras que la llave maestra abre una serie en específico.

El uso práctico de las llaves maestras se limita a espacios compartidos: como es el caso de hoteles,  oficinas, depósitos, clubes y cualquier lugar común donde varias personas necesiten un elemento de privacidad. La llave es entregada al responsable del servicio, y por aspectos de ética y educación únicamente puede ser utilizada en caso de emergencia.

Aun así, ¿consideras que existe una gran llave maestra capaz de abrir cualquier puerta?