De todos los tipos de suelos, los suelos vinílicos, laminados, PVC y el linoleum son los más fáciles de mantener. Para que se vean lo mejor posible, todo lo que tienes que hacer es usar los productos correctos y hacer las cosas correctas. Aquí está nuestra guía de mantenimiento para ayudarle a cuidar mejor estos pisos blandos.

Suelo de linóleo: ¿cómo limpiarlos?

Este tipo de piso liso no retiene el polvo. Por lo tanto, es aconsejable aspirar el suelo de linóleo diariamente o barrerlo para eliminar la mayor cantidad de polvo posible, que es el principal vector de las alergias. Contrariamente a la creencia popular, este tipo de suelo no es muy resistente a la limpieza con agua. Sin embargo, es importante lavarlo de vez en cuando para quitar las manchas y restaurar su brillo. Para ello, utilice una escoba de microfibra ligeramente húmeda y séquela con un trapeador. Tampoco se recomienda utilizar un limpiador a vapor en este tipo de suelo, ya que no tolera el calor.

¿Qué productos debo utilizar en un suelo de PVC?

limpiezaEl suelo de vinilo es frágil y puede tratarse con cuidado. Es por esta razón que es esencial seleccionar los productos de limpieza adecuados. En general, los productos domésticos agresivos como la lejía pura o el amoniaco no son compatibles con este tipo de suelo. Los materiales abrasivos tampoco son adecuados para su mantenimiento. Para eliminar las manchas, puede utilizar el jabón de limpieza tradicional, que es más suave que el jabón negro. Si desea utilizar jabón negro, es aconsejable reducir su poder decapante mezclándolo con cristales de sosa.

¿Cómo cuidar el linóleo?

Para prolongar la vida de su linóleo, es importante protegerlo de las manchas. Después de su instalación, se puede aplicar esencia de trementina. Esta capa protectora hará que su piso sea impermeable a diferentes manchas. El piso de linóleo a diferencia de otros pisos, como la cerámica admite menos productos de limpieza, pero utilizando los productos adecuados es como un suelo cualquiera.

  • Si su piso tiene tendencia a opacarse, he aquí una manera sencilla de restaurar su brillo:
  • Tomar dos yemas de huevo y mezclarlas con un litro de agua.
  • Remoje una fregona con esta mezcla y escúrrala antes de aplicarla al piso.
  • Deje que el suelo se seque

El linóleo, como todos los suelos blandos, a menudo está sujeto a rayas negras debido a las huellas o ruedas en las sillas y las puntas de los muebles. Las manchas se pueden eliminar fácilmente con alcohol a 90°C.

Suelo blando: adoptar los gestos correctos

plasticosEl primer enemigo de los pisos plásticos es la abrasión. Es aconsejable limitar al máximo el contacto de su suelo con materiales abrasivos. Para ello, coloque una alfombrilla en su entrada que retendrá el polvo y otras partículas que se habrán adherido a sus suelas durante todo el día. También es mejor dejar los tacones de aguja en la entrada, ya que pueden dejar rayas negras en el suelo de PVC o linóleo. La ceniza puede dañar su suelo.

En contacto con el suelo de PVC, el caucho deja marcas negras y antiestéticas. Para evitar tener que quitar estas manchas, sería prudente cambiar las puntas de goma de sus muebles por equivalentes de plástico. También es aconsejable no instalar felpudos de goma en habitaciones cubiertas con linóleo o suelo de PVC.